La estética de los nuevos productos tecnológicos se ha convertido en un factor muy importante del que no solo emana una atractiva apariencia para atraer al consumidor que quiere estar a la última. El propio diseño puede hacer más o menos útiles o versátiles a los nuevos productos marcando una gran diferecnia.

Un ejemplo claro lo encontramos en los teléfonos inteligentes, en las tabletas y nuevos gadgets donde el tamaño de la pantalla, el espesor, la situación de los botones, el acabado, los materiales, colores, etc. etc. son un factor determinante para el usuario, y en definitiva, para captar y fidelizar al cliente.

En la práctica, y como es lógico, hay un gran desconocimiento sobre el funcionamiento del registro de estos diseños, pero el propio registro es la clave legal, pues es de él parte el derecho de uso en exclusiva de cada diseño, y por tanto, todo lo relacionado con el monopolio de su explotación.

Por tradición y volumen el mercado estadounidense es el gran caramelo de las nuevas tecnologías, motivo por el que he decidido centrarme únicamente en su peculiar sistema de registro de diseños. De partida difiere de las legislaciones europeas, donde existe una modalidad específica para el diseño industrial bien sea como un dibujo bidimensional o como un modelo tridimensional, pues en EE.UU. los diseños se registran como patentes de diseño.

Patentar en Estados Unidos implica arrancar un proceso administrativo complejo y contar con un especialista como aliado es una excelente opción. Además, para los no residentes en Estados Unidos es imprescindible tener un representante legal.

Sabido esto, es interesante conocer algunas nociones sobre el funcionamiento del registro de diseños en Estados Unidos para ponerse en situación y poder tomar decisiones al respecto.

Características.

Las patentes de diseño (design patent) están creadas para proteger:

  • La configuración o la forma de un artículo
  • La ornamentación superficial aplicada a un artículo
  • La combinación de la configuración y la superficie de ornamentación

Para el caso de los diseños de ornamentación superficial se ha de aclarar que esta es inseparable del artículo al que se aplica, y por tanto no pueden existir por sí solos.

La ley de patentes estadounidense establece que podrán ser concedidas aquellas patentes de diseños no obvios, nuevos, originales, y ornamentales de cualquier tipo de objeto de fabricación.

En este punto debo matizar que las patentes de diseño ofrecen el monopolio únicamente sobre la apariencia del artículo y NO sobre sus características estructurales o funcionales. Por este motivo la solicitud de una patente de diseño es más sencilla que la de una patente de utilidad,  pues incluye únicamente unas figuras del objeto con diferentes vistas o detalles sin referencias y una reivindicación única.

Las patentes de diseño tienen una validez de 15 años desde el momento de la concesión. Pasado este plazo el diseño pasa a dominio público y no están sujetas a pagos de mantenimiento.

 Tramitación.

Las patentes de diseño pueden solicitarse reivindicando la prioridad internacional de una solicitud de diseño industrial de otro país durante los 6 primeros meses de tramitación. Por ejemplo es habitual solicitar un diseño industrial comunitario, aquel que ofrece un registro en los 28 Estados actuales de la Unión Europea, y antes de 6 meses solicitar ese mismo diseño en EE.UU. como una patente de diseño para ampliar su protección territorial a todo Estados Unidos (incluido Puerto Rico) reivindicado la prioridad comunitaria.

Las solicitudes de patentes de diseño, como el resto de solicitudes de patentes en Estados Unidos siguen este trámite:

  • Son sometidas a un examen formal
  • Una vez superado este examen formal se asigna un examinador especializado en la materia
  • El examinador realiza una búsqueda en el estado del arte para buscar antecedentes registrales relacionados con el diseño y posteriormente valora, en base a las reglas de patentabilidad establecidas, si se concede o no la patente
  • En caso de que el examinador encuentre objeciones al diseño emite una acción oficial en la que razona los motivos de sus objeciones
  • Ante esta acción hay posibilidad de réplica en busca de un acuerdo que encamine hacia la concesión de la patente de diseño

Es interesante conocer además que desde el 13 de Mayo de 2015 puede además registrarse un diseño internacional en Estados Unidos a través del Sistema de la Haya, es decir, mediante la designación de los Estados Unidos de America en una solicitud internacional de diseño.

¿Necesitas Registrar tu Diseño en Estados Unidos?

Solicita información

Para finalizar, y dado que una imagen vale más que mil palabras, os dejo un ejemplo de actualidad de diseño registrado en Estados Unidos.: US D 727,199 S. Cómo veréis se trata del registro en EE.UU. del diseño de uno de los modelos del recién estrenado Apple Watch.

US D 727199 S

Apúntate a nuestra Newsletter
Recibirás una vez al mes novedades y noticias sobre patentes, marcas y mucho más
No recibirás correos spam