En el ámbito de la Propiedad Industrial se entiende por diseño industrial todo tipo de creación de forma referida a las características de apariencia de un producto o de su ornamentación.

diseño industrialSegún el reglamento comunitario los diseños industriales se definen como la apariencia de la totalidad o de una parte de un producto, que se deriva de las características especiales de, en particular, línea, configuración, color, forma, textura o material del producto en sí o de su ornamentación.

Es decir: a través del diseño industrial no se pretende resolver un problema técnico como en las patentes o modelos de utilidad, sino añadir valor estético.

Generalmente, un diseño industrial puede consistir en:

  • Formas tridimensionales, como la forma de un artículo.
  • Creaciones bidimensionales, como los adornos, figuras, colores o líneas de un producto.
  • Una combinación de ambos estos elementos

Esta modalidad de registro otorga a su titular un derecho exclusivo a prohibir la reproducción o imitación no autorizadas por parte de terceros de su diseño, además de la fabricación, venta o importación no autorizada de cualquier producto en el que esté incorporado dicho diseño.

Cabe destacar que, como ejemplo de país muy representativo y cuna de los principales desarrollos tecnológicos, el registro de diseño en Estados Unidos se efectúa solicitando una “patente de diseño”, a causa de la legislación diferente con respecto a Europa. Para los no residentes en Estados Unidos es imprescindible tener un representante legal.

Diseño industrial: requisitos principales

Los dos requisitos que se deben cumplir para poder registrar un diseño industrial en España son:

  • Carácter singular, refiriéndose a tu total originalidad.
  • Novedad mundial: que no se haya publicado ningún otro diseño idéntico antes de la fecha de solicitud.

¿Quieres registrar un diseño industrial?

 

La protección es territorial (se limita a la región en que se haya registrado el diseño); la duración de la protección es de 5 años contados a partir de la fecha de presentación de la solicitud, renovables por periodo quinquenales hasta un máximo de 25 años.

Cabe destacar que la geometría espacial es la característica principal de un diseño industrial, por lo tanto casi todos los artículos industriales o artesanales, así como las texturas de ciertos materiales, pueden ser objeto de protección de diseño.