Antes de proceder con una solicitud de patentes es muy recomendable realizar un estudio de patentabilidad. Este estudio previo sirve para establecer si la invención cumple con los requisitos de patentabilidad y conocer que antecedentes existen respecto al objeto de la pretendida patente 

 

 Los requisitos básicos de patentabilidad son los siguientes:

  •  Que la invención sea nueva, es decir, que no se haya dado a conocer al público con anterioridad a su fecha de solicitud de la patenten (novedad internacional).
  • Que la invención implique actividad inventiva, es decir, que no resulte del “estado de la técnica” de una manera evidente para un experto en la materia. El estado de la técnica comprende todo lo relacionado con el objeto de la patente que ha sido dado a conocer con antelación a la fecha de solicitud de la patente.
  • Que la invención tenga aplicación industrial, es decir, que el objeto de la patente pueda ser fabricado o utilizado en cualquier clase de industria.

De estos tres puntos tiene especial importancia para un estudio de patentabilidad el requisito de novedad. Para evaluar la novedad de la patente es recomendable realizar una investigación de antecedentes relacionados con el objeto de la patente y analizar y comparar cada uno de los resultados de la búsqueda.

Debe tenerse en cuenta además que la solicitud de patente deber dar suficiente información como para poder reproducir la invención.

Respecto a la patentabilidad de la materia biológica: