Esquema de tramitación de una marca en la Unión Europea:

Tras presentar una solicitud de marca comunitaria y superar el examen formal y de motivos absolutos, las solicitudes son publicadas en el Boletín de Marcas Comunitarias. Es una consecuencia del carácter público y contradictorio del procedimiento de registro de marca.

La publicación da a conocer a los posibles interesados en el procedimiento la existencia de la solicitud de marca, permitiéndoles intervenir para defender sus derechos prioritarios. Por lo tanto, estamos en el supuesto de las prohibiciones relativas de denegación de una marca, dirigidas a la consolidación de la libre competencia y la protección de los intereses de los actores en el mercado.

Dicho de otra manera, en el caso que una solicitud de marca comunitaria sea idéntica o similar a un derecho anterior y además, los productos y servicios enfrentados son idénticos o similares, entonces existe un riesgo de confusión en la mente del consumidor relevante, debiéndose denegar total o parcialmente la solicitud problemática.

Sin embargo, la Oficina Europea de Marcas (OAMI) no deniega de oficio solicitudes de marcas que cumplan estas condiciones acumulativas, sino a petición expresa de terceros interesados, titulares de derechos anteriores. Por lo tanto, es de vital importancia que las marcas estén debidamente vigiladas por un Agente Oficial de la Propiedad Industrial que avise de cualquier solicitud de marca conflictiva.