Apple, revolucionario fabricante estadounidense de productos informáticos, se ha visto afectado por actos de ciberocupación en su último lanzamiento. En concreto por 7 nombres de dominio donde se han incluido contenidos pornográficos, según puede verse en el sumario del caso presentado en la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI).

Los dominios son: