La noticia ha aparecido el pasado 12 de Junio en el blog corporativo de Tesla Motors que, evidentemente, demuestra ser muy diferente a cualquier otra empresa de coches.

El mismo CEO de la compañía y co-fundador de PayPal, Elon Musk, ha anunciado que Tesla libera sus patentes tecnológicas “[…] En el espíritu del movimiento de código abierto, para el avance de la tecnología de vehículos eléctricos” .

Está claro: acelerar la llegada de un transporte sostenible remplazando los vehículos “tradicionales” con coches eléctricos es el objetivo primario de la compañía, pionera y líder en el desarrollo de tecnología eléctrica de alta eficiencia para vehículos.

Desde el principio,para la compañía la protección de los derechos de propiedad industrial a través de patentes ha sido fundamental e inevitable, para impedir que terceros (constructores del mundo de la automoción) se aprovecharan y copiaran las soluciones Tesla.

De hecho, las patentes de una empresa por lo general constituyen un activo intangible muy valioso, pues protegen las innovaciones y amortizan los esfuerzos de desarrollo para llegar a dichas soluciones innovadoras.

Hoy en día, la estrategia parece haber cambiado totalmente puesto que, como el mismo Musk afirma, los competidores de Tesla no son los pocos vehículos eléctricos, sino los “clásicos” con motor a combustión.

Así pues el poliédrico creador de Tesla Motors enseña la bandera de la filosofía “open source” como instrumento para unir todas las empresas productoras de coches eléctricos para que el mundo entero pueda beneficiarse de una “plataforma tecnológica común y de rápida evolución”.

Tesla libera sus patentes: la estrategia

Para entender los motivos que hay detrás de esta elección y aclarar dudas que puedan surgir, sobre todo al que no esté muy familiarizado con conceptos propios del sistema de patentes y en un sentido más amplio de propiedad industrial, contestamos una pregunta básica: “¿Qué es una patente?”

  • Una patente es una autorización legal que reconoce el derecho de explotar en exclusiva las invenciones resultantes de la innovación de las empresas, impidiendo de consecuencia a terceros su fabricación, venta o utilización son previo consentimiento. La patente otorga un derecho de explotación exclusivo durante un periodo de 20 años improrrogables; trascurrido este plazo, pasa a ser de dominio público y puede ser explotada por cualquiera.

Ulterior esclarecimiento: los documentos de publicación de una patente son públicos pero obviamente no se pueden explotar comercialmente por otra persona que no sea el solicitante.

Tesla libera sus patentes, sin embargo detrás de este acto “benéfico” hay una compleja estrategia: primero de marketing e imagen y segundo (sobre todo podríamos intuir) atraer a otros grandes fabricantes y así expandir sus negocios.

El mismo CEO de la compañia afirma que“Tesla no empezará ninguna acción civil (o demanda por patentes) contra cualquier persona que, de buena fe, quiera usar nuestra tecnología”. Es decir: se permite el uso gratuito de las misma soluciones técnicas para su desarrollo.

Esperamos la formalización del acto de liberación y ciertamente seguiremos de cerca la evolución de la estrategia de Tesla Motors.

Apúntate a nuestra Newsletter
Recibirás una vez al mes novedades y noticias sobre patentes, marcas y mucho más
No recibirás correos spam