Impulsar el emprendimiento de los jóvenes y la innovación en Chile: Chilecon Valley

CORFO (organismo público para fomentar el emprendimiento y la innovación) lanzo en 2010 el programa “Start-Up Chile” por el que se selecciona a jóvenes de cualquier lugar del mundo y se les entrega las herramientas necesarias para que desarrollen sus ideas en Chile.Chilecon Valley

Esta iniciativa escoge ideas de jóvenes y les ofrece 40.000 dólares (31.000 euros), un visado de un año, una oficina y seis meses para que desarrollen su idea, que tiene que tener potencial de crecimiento y contar con una mirada global.

A cambio solamente se les pide realizar charlas y seminarios para difundir y compartir en la sociedad chilena sus conocimientos.

Este programa conoce un éxito rotundo. Si en la primera convocatoria de 2010 se presentaron 100 proyectos (22 start-ups fueron seleccionadas), en la de junio de 2013, llegaron 1.577 proyectos (100 seleccionados). En apenas tres años se han lanzado 684 iniciativas. Emprendedores de cerca de 40 países han venido a instalarse a Chile para desarrollar sus emprendimientos bajo esta iniciativa, principalmente desde Estados Unidos, Argentina, India, Canadá, Gran Bretaña y España. Por estas razones, se empieza a hablar de Chilecon Valley, en referencia a la famosa Silicon Valley de California.

Podemos mencionar algunos proyectos exitosos:

Chilecon Valley: Casos de éxito:

  • KWELIA: software para determinar el precio de las viviendas.
  • TOHL: fabricación de tubos flexibles para el transporte de liquidos en zona de difícil acceso y zonas devastadas por catástrofes naturales.
  • Tripku: una aplicación social para organizar viajes de aventura en grupo y conectarlos con proveedores locales.

La financiación de estos proyectos se ve asegurada por CORFO y por fondos de capital riesgo que han incrementado los recursos financieros.

Una de las razones de este éxito se debe a la cerrada política de inmigración estadounidense, permitiendo así el fomento del emprendimiento en Chile, convirtiéndolo en paraíso para jóvenes a nivel mundial con sus ‘start-ups’.

Esta política voluntarista del gobierno chileno responde también a la necesidad de diversificación de la economía, muy centrada en la minería, el vino, la agricultura intensiva, la silvicultura y el salmón.

Quien esté interesado en postular a este programa, les recomendamos tener protegida su tecnología en Chile. Desarrollar la idea en Chile, bajo el impulso de Start-Up Chile, supone explicar la tecnología en charlas y seminarios. Por lo que es importante antes de presentar una candidatura, haber realizado los trámites necesarios para solicitar la protección en dicho país.

En Protectia, contamos con una oficina propia en Chile para poder guiaros en proteger vuestra innovación.

 ¿Te interesa proteger tu I+D en Chile?

Apúntate a nuestra Newsletter
Recibirás una vez al mes novedades y noticias sobre patentes, marcas y mucho más
No recibirás correos spam