La segunda mujer que queremos presentar en esta sección-homenaje llamada “Mujeres inventoras” es una figura femenina española contemporánea, científica e investigadora del área de Ciencias de la Visión, profesora de la Universidad Complutense de Madrid (UCM): Celia Sánchez-Ramos.

“La invención es posterior a la investigación”, cómo ella misma afirma en una entrevista al periódico de Aragón. Nacida en 1959, Celia Sánchez-Ramos se define antes de todo como investigadora y profesora, pero en la practica esta infatigable mujer es más bien conocida cómo inventora, con numerosas familias de patentes a sus espaldas.

Su vida esta colmada de importantes logros y distinciones. Por citar algunos:

  • En 2011 fue candidata por la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) al premio Príncipe de Asturias de Investigación Científica y Técnica.
  • Medalla de oro al Gran Premio Internacional de invenciones de Ginebra en 2010.
  • En 2009 recibe el premio como Mejor Inventora del mundo por la ONU, a través de la OMPI (Organización Mundial de Patentes y Marcas), por la creación del Método Alta Eficacia. A través de este método de prevención, la profesora ha patentado un filtro óptico que aplicado a diferentes soportes reduce la incidencia de la luz dañina en el ojo.

El nuevo filtro óptico ya se utiliza en la mayoría de dispositivos móviles, tablets y cristales de ventanas.

Celia Sánchez-Ramos: “Los beneficios de patentar para seguir la investigación”

El centro de toda su carrera e investigación es la visión y la salud de los ojos en general: fomentar los avances tecnológicos, pero siempre que se protejan los ojos.

La intervención de la Dra., documentada en el vídeo y titulada “Patentar en la UCM: mi experiencia personal”, además de ser un interesante breve seminario sobre Propiedad Industrial desde el punto de vista de una Universidad o centro de investigación, se abre con una afirmación que bien deja entender su posición con respecto al tema. “Hacer patente es hacer público”.

Esta frase resume perfectamente su concepción: patentar para seguir investigando, haciendo público un trabajo que va a beneficiar a toda la sociedad.
En definitiva, los beneficios de las patentes expuestos por Celia Sanchez-Ramos en el video:

  • Ayudan a recuperar los costes de desarrollo
  • Fomentan la inversión en I+D
  • Promueven la explotación comercial de las invenciones, resultados de las investigaciones llevadas a cabo
  • Son a todos los efectos bases de datos gratuitas
  • Identifican las nuevas tendencias tecnológicas, fomentando de tal manera una sana competencia e inspirando nuevas invenciones

Tras años de investigación por la Universidad Complutense de Madrid, el invento quizás más conocido de Celia Sánchez-Ramos, protegido por una serie de patentes, es el de los filtros CSR para la vista que atenúa el efecto nocivo de la luz para los ojos.

Concluimos con una frase de Celia Sánchez-ramos: “Debemos poner la ciencia y la investigación española en el lugar que merece, en lo más alto”.

Por si resulta de interés, a través de Espacenet podéis acceder a todas las memorias de patentes solicitadas por la Universidad Complutense de Madrid, con inventora Celia Sánchez-Ramos. Aquí podéis ver las publicaciones completas en español de algunas de ellas:

  • Reconocimiento biométrico mediante estudio del mapa de superficie del segundo dioptrio ocular. ES2337866B2
  • Gafas de seguridad y prevención con superficie tratada para la protección y terapia de ojos en oficios y deportes. ES2312284B1
  • Elemento de prevención sobre superficies transparentes de edificios para la protección y terapia de ojos. ES2296552A1
  • Kit y método de detección premortem de la enfermedad de Alzheimer in vitro. ES2351454A1
Apúntate a nuestra Newsletter
Recibirás una vez al mes novedades y noticias sobre patentes, marcas y mucho más
No recibirás correos spam