Montar un negocio supone una serie de esfuerzos y costes considerables, pero una vez que tengas la idea y el plan de negocio bien encaminado, llega la tarea principal: registrar la marca.

Antes de ver cuáles son los pasos para registrar una marca, será conveniente que tengas a la mente 3 puntos que te ayudarán a tener la perspectiva adecuada:

  • Muchos errores se cumplen por simple “desconocimiento”. Es fundamental saber a qué te enfrentas y salir al mercado consciente de tus derechos/deberes para optimizar tu presencia (tanto online como offline). La marca asegura tu identidad.
  • Sin la marca registrada, el signo distintivo de tu negocio por lo cual – suponemos- has invertido tanto esfuerzo, no tiene ningún derecho. La marca te otorga un título de propiedad.
  • Con la marca, adquieres un valioso activo intangible que podrás sucesivamente vender o licenciar.

Dicho esto, ¿Qué derechos te otorga por tanto la marca registrada que no podrías obtener de ninguna otra forma?

  • El derecho a utilizar la marca para los productos y / o servicios designados en la solicitud (en base a una adecuada clasificación, por la cual se utiliza el Nomenclator internacional de marcas).
  • El derecho de autorizar a otros a usar la marca para este tipo de bienes y / o servicios.
  • El derecho a emprender acciones legales contra las personas que vulneren esos derechos.

Tu marca transmite la trayectoria de la empresa, añade profesionalidad a tu proyecto y confianza para los consumidores.

A continuación te mostraré los que he identificado como 5 fundamentales pasos para registrar una marca. Ten en cuenta que es posible realizar la solicitud autónomamente, sin recurrir a una agencia como Protectia, pero “a tu riesgo y peligro”.

¿Por qué es más conveniente acudir a una agencia de propiedad Industrial como Protectia?, te estarás probablemente preguntando.

Pues porque solo un agente de marcas experto en la materia podrá realizar una búsqueda de antecedentes de marcas solicitadas o registradas para determinar si tu imagen es viable, clasificar la marca según tus reales intereses, trazar una estrategia de protección internacional, vigilar tu expediente por toda la vigencia del registro (generalmente 10 años).

¿Necesitas registrar tu marca?

Solicita información

La cuestión es que terceros, actuando de buena fe, pueden registrar nuestra imagen como marca y algo que probablemente no sepas es que ningún organismo tramitador (la OEPM, OAMI, etc.) deniega ninguna marca de oficio.

Justamente aquí entra la función vital de la vigilancia que, por ejemplo, efectuamos aquí en Protectia: cada día, se rastrean las bases de datos internacionales (gracias a programas informáticos específicos) para detectar posibles solicitudes que puedan entrar en conflicto con tu marca.

Descubre los 5 pasos fundamentales para registrar una marca

pasos para registrar una marca

 

¡Pincha en la imagen para ver la infografía completa!

Resumiendo, los pasos para registrar una marca y asegurarte el derecho de propiedad:

  1. Acudir a una agencia de Propiedad Industrial que te asesore y optimice tu inversión monetaria.
  2. Solicitar la marca según los intereses comerciales. El derecho de marca es especifico y territorial, por tanto solicita el registro sólo para lo que necesites (¡Clasificar bien es la clave!) y allí donde estés comercializando o tengas intención de comercializar. Existen tratados internacionales que facilitan la protección de tu marca en multíplices países a la vez. En definitiva, tienes 3 posibles vías:
  • Solicitud directa: solicitando el registro en la oficina del país de interés. En el caso de un registro de marca en España, si no hay suspensos u oposiciones, tendrás tu título en alrededor 6 meses.
  • Registro de marca comunitaria: solicitud única que se hace extensible a los 28 estados miembros de la Unión Europea.
  • Registro de marca internacional vía OMPI: una vez obtenido un expediente “base” (marca nacional o comunitaria) puedes solicitar a través de un único trámite y en un único idioma una marca internacional, extensible a todos los países que hacen parte del Sistema de Madrid.
  1. Efectuar estudio de viabilidad: tu agente de marca comprobará que no hay ni marcas ni nombre de dominios anteriormente registrados, asegurándote que no estás infringiendo ningún derecho y tu marca será viable. Esta es la herramienta clave para evaluar tu inversión en la solicitud de marca.
  2. Considerar que se dispone de 6 meses de prioridad internacional para extender la protección de la solicitud nacional a otros países conservando la fecha original de solicitud.
  3. Mantener una vigilancia activa del expediente, para estar informados sobre las nuevas solicitudes que se realicen que puedan ser idénticas o similares y por tanto puedan generar confusión en el consumidor.

 

Apúntate a nuestra Newsletter
Recibirás una vez al mes novedades y noticias sobre patentes, marcas y mucho más
No recibirás correos spam