Se define como estado de la técnica todo lo que se ha hecho accesible al público, por escrito o a través de cualquier otro medio, antes de la fecha de presentación de la solicitud de una patente.

Según el art. 6 de la ley de patentes en España “El estado de la técnica está constituido por todo lo que antes de la fecha de presentación de la solicitud de patente se ha hecho accesible al público en España o en el extranjero por una descripción escrita u oral, por una utilización o por cualquier otro medio”.

Por tanto, el estado de la técnica (“prior art” en inglés, o “state of the art”, “estado del arte”) incluye pruebas como las patentes relacionadas con la invención en cuestión, cualquier publicación, artículo, conferencia o manifestación pública al respecto que demuestran que la invención no es novedosa.

estado de la tecnicaPara averiguar si un invento es realmente novedoso y presenta actividad inventiva, lo ideal es hacer una atenta búsqueda en el estado de la técnica, es decir: investigar a través de las bases de datos de patentes que no existan anterioridades.

¿Por qué efectuar una búsqueda en el estado de la técnica?

Hay varias razones para llevar a cabo esta búsqueda en el estado de la técnica antes de solicitar una patente. La búsqueda proporciona información vital sobre si existen otras innovaciones similares y en qué donde puede encajar dentro de un área de estudio, lo que puede ser muy útil en la elaboración de la solicitud de patente. Pero sobre todo, la existencia del estado de la técnica puede impedir la obtención de la patente y la consecuente comercialización.

Gracias a Internet y a los sistemas de clasificación internacional que se usan para organizar las invenciones por materias, los inventores pueden fácilmente llevar a cabo su propia búsqueda de patentes. Sin embargo, el respaldo de un equipo de profesionales expertos en Propiedad industrial puede garantizar mayormente la posibilidad de construir una patente sólida.